Archivo

Archive for 9 diciembre 2009

Tráfico intensifica los controles de alcoholemia con el apoyo de las policías locales

EL NORTE | SEGOVIA.

 

Las carreteras segovianas, como las de toda España, han visto intensificar, desde el lunes, los controles de alcoholemia, en una campaña especial que durará hasta el próximo día 20 y para la que la Guardia Civil cuenta con la colaboración de las policías locales. Las de Segovia, Cuéllar y El Espinar, en el caso de Segovia.
Estas campañas se justifican por si solas, aunque la subdelegada del Gobierno, María Teresa Rodrigo Rojo, arroja un dato más que elocuente. «En el 40% de los accidentes mortales, el alcohol, las drogas o los psicofármacos están presentes como factor desencadenante». Y es en estas fechas y hasta pasadas las navidades cuando, ante el aumento de las citas familiares, las reuniones de amigos y compañeros de trabajo y los desplazamientos hay que extremar la prudencia. «Y evitar beber si se va a poner al frente del volante», subraya la subdelegada.
María Teresa Rodrigo manifestó que la intención de la campaña de la Dirección General de Tráfico «es disuadir para que no se consuma alcohol, no sancionar». Y es que la ingesta de bebidas alcohólicas en límites de o,3 a 0,5 gramos por litro de sangre provoca excitabilidad emocional, disminución de la agudeza mental y de la capacidad de juicio, multiplicándose por dos el riesgo de sufrir un accidente.
Pérdida del carné
Por otra parte, la subdelegada informa que con las modificaciones introducidas en la nueva Ley de Seguridad Vial los conductores que cometan infracciones no perderán su carné de conducir temporalmente como ocurría hasta ahora.
De este modo, explica que todos los procedimientos en tramitación de suspensión del carné que no estuvieran resueltos el 25 de noviembre no conllevarán la pérdida del permiso como sanción.

Gobernación ultima el anteproyecto de Ley de Policías Locales que amplía hasta los 35 años la edad para ingresar en este cuerpo

  • En la actualidad la edad para acceder a desempeñar las funciones de Policía Local es de 30 años (COMUNIDAD VALENCIANA)
  • La ley también permitirá a los municipios de menos de 5.000 habitantes tener un máximo de cuatro guardias locales en lugar de policía local

 

El conseller de Gobernación, Serafín Castellano, ha comentado que el anteproyecto de Ley de Policías Locales de la Comunitat que ultima su departamento incluye la modificación de la edad para acceder a los cuerpos de Policía Local. Así ha explicado que si hasta la fecha la edad límite es de 30 años, cuando la Ley esté aprobada, la edad límite se ampliará hasta los 35 años.Castellano ha resaltado la importancia de la modificación de la Ley de Policía Local de la Comunitat para adaptarla a la realidad social y a las nuevas demandas de los ciudadanos y ha justificado el incremento de la edad de acceso de los 30 a los 35 años para recoger las demandas de los sindicatos y colectivos profesionales.

Además, Serafín Castellano ha recordado que la futura Ley de Policías Locales incluye otras novedades importantes como la posibilidad de que los municipios más pequeños puedan tener guardias locales en lugar de cuerpos de Policía Local, con el consiguiente ahorro económico que eso supone.

En este sentido, Castellano ha explicado que el objetivo de tener el guardia local “es proporcionar a los municipios de menos de 5.000 habitantes una herramienta para que puedan dar respuesta a la necesidad de contar con un agente de la autoridad para cuestiones propias de las competencias de los ayuntamientos, ya que por Ley no tienen la obligación de contar con un Cuerpo de Policía Local”.

Castellano, quien ha afirmado que para la Generalitat la seguridad es uno de los pilares fundamentales para el desarrollo de una sociedad moderna y actual donde el bienestar de los ciudadanos esté garantizado, ha enfatizado en la idea de que los municipios pequeños y con menos recursos “no deben ni pueden quedar desprovistos de efectivos de seguridad ni mucho menos olvidados por los poderes públicos, por lo que hay que tenderles la mano con iniciativas como ésta”.

Además, los ayuntamientos podrán crear un máximo de cuatro puestos de guardia local, puesto que cuando se supere ese número, la ley establece la necesidad de crear un cuerpo de Policía Local, aunque tengan menos de 5.000 habitantes. Así pues, las funciones del guardia local serán las de custodia y vigilancia de bienes, servicios e instalaciones y la titulación exigida para serlo será el graduado escolar o equivalente.

Otras novedades de la Ley
El conseller de Gobernación ha resaltado la importancia de la modificación de la Ley de Policía Local de la Comunitat, “donde se han introducido novedades como la creación de un nuevo órgano de coordinación, el Consejo de Seguridad Local, formado por la Generalitat y la administración local, que “aprobará los planes supramunicipales de coordinación y actuación conjunta en materia de seguridad pública y de la aprobación de protocolos de actuación”.

Asimismo, ha añadido que la Ley también contempla que “los retenes pasen a denominare Jefatura de Policía Local; se regula la movilidad y la permuta de policías locales; y se prevé la creación de una Comisión de Asuntos Internos como órgano especializado en la colaboración con la administración local en el control de la legalidad en el ámbito administrativo de la actuación de los miembros de la Policía Local, así como la vigilancia del cumplimiento del código deontológico de las actuaciones de las policías locales”.

Se trata de una normativa que busca adaptarse a la nueva realidad de la Policía Local, dar respuesta a las demandas y necesidades de los ayuntamientos de la Comunitat Valenciana. En definitiva, supone dar un paso de gigante en la coordinación de Policías Locales e incrementar aún más el prestigio de estos cuerpos policiales”, ha concluido Serafín Castellano.

Pide 12 años para 4 policías por falsificar una multa

 

 

El fiscal pide una pena global de cuatro años de prisión para cuatro policías locales acusados de falsificar una multa para perjudicar a un joven, J. C. E. S., con el que uno de ellos estaba enemistado por haber testificado contra él en otro juicio. La Sección Octava de la Audiencia Provincial, con sede en Gijón, ha fechado para el 25 de febrero el juicio. Los hechos se remontan al 17 de febrero del 2003, cuando el demandante intervino como testigo presencial de la defensa en un juicio, iniciado a raíz de la denuncia de uno de los policías ahora acusados.

Supuestamente, el citado policía le habría recriminado el que asistiera como testigo al juicio. J. C. E. S. tuvo varios problemas con los agentes desde junio del 2005. El 5 de enero del 2006, el demandante circulaba por la calle Cabrales hacia Domínguez Gil cuando un agente avisó a otro de la presencia del demandante. El 8 de marzo del 2006, J. C. E. S. recibió la notificación de una denuncia por conducción temeraria producida el 5 de enero. No obstante, figura como lugar el cruce de las calles Munuza y San Bernardo, pese a que allí no hay semáforo.

Además, en el escrito de la acusación particular se recalca que la notificación de la multa la recibe en su domicilio particular, cuando a él no le pararon para identificarle. La acusación particular solicita, en el caso del delito de falsificación de la multa, una pena total de 16 años de prisión, mientras que la fiscalía reduce su petición a 12 años. Asimismo, la acusación incrementa la pena para dos de ellos por tomar represalias y por un delito continuado de atentado contra la integridad moral. El demandante solicita una indemnización de 362 euros por las multas que le impusieron y 6.000 euros por daños morales.

 

 

La Policía Local pide refuerzos

08.12.09 – 00:14 –

J. LANDI | CÁDIZ.
 

Los representantes sindicales reclaman que el proceso de selección comience a principios de 2010
La plantilla cree necesarios 25 funcionarios más para poder atender el Doce

Por deformación televisiva y cinematográfica, cuando un ciudadano escucha que los policías piden refuerzos piensan que están en un apuro y necesitan auxilio urgente. La Policía Local de Cádiz los solicita, pero en otro contexto. Demanda un mayor número de funcionarios para atender un aluvión de actos públicos como nunca ha conocido la ciudad en los últimos años.
Son los vinculados al Bicentenario de la Constitución de 1812, que provocarán un enorme volumen de convocatorias de diverso tipo durante los tres próximos años. Habrá congresos profesionales, eventos culturales al aire libre y encuentros políticos que culminarán con una Cumbre Iberoamericana.
Los ciudadanos saben bien, porque lo sufren en primera persona, que todas esas citas acarrean dispositivos de tráfico, seguridad y vigilancia previa que alteran la normalidad cotidiana.
Uno de los colectivos a los que más les cambia su, ya escasa, rutina es el formado por los miembros de la Policía Local.
Uno de los representantes de la plantilla, Francisco Rama, en nombre del Sindicato de Policía Local, ha formalizado una petición a la Alcaldía para que la plantilla registre un incremento de efectivos. Este mayor número de funcionarios tendría como objetivo «satisfacer y desarrollar el compromiso adquirido por el equipo de Gobierno con los ciudadanos de Cádiz» a través de la programación de actos en 2010, 2011 y 2012.
El secretario general del sindicato asegura que es preciso «poner en marcha el proceso selectivo» ya, puesto que «es muy largo por su complejidad». Es decir, si la ciudad pretende contar con nuevos agentes de la Policía Local a principios de 2012, urge poner en marcha el trámite de convocatorias y exámenes, particularmente complicado en esta especialidad. De producirse algún retraso, siempre según la petición del Sindicato de Policía Local, los refuerzos reclamados podrían llegar demasiado tarde para atender el aluvión de actos públicos.
La petición firmada por Rama fija en 24 el número mínimo de nuevos policías locales necesarios. Esa cifra se desglosa en dos bloques. El primero consistiría en cubrir las plazas que han quedado vacantes por jubilaciones, ascensos, excedencias u otras contingencias. Si se cubrieran todas las actuales, serían 14 nuevos policías municipales en las calles. Además, el Sindicato de Policía Local reclama la creación de otras diez plazas nuevas. Sumadas, suponen esos 24 nuevos funcionarios que los representantes de la plantilla consideran el dispositivo mínimo para atender las futuras necesidades.
Esta petición quedó formalizada en el Registro del Ayuntamiento de Cádiz el pasado 13 de octubre. Hasta el momento, no consta una respuesta formal de la Delegación de Policía Local, dirigida por el concejal Evelio Ingunza, ni de la Alcaldía, a la que se dirigía el escrito formal.
Por ahora, todo ha quedado en la solicitud de refuerzos. Según los funcionarios gaditanos, hay que empezar a preparar ya el proceso burocrático y ponerlo en marcha a principios de 2010 para que lleguen a tiempo.
lavozdigital

Detenido por intentar agredir a un policía local con un cuchillo

 
 
 
Por Paqui Sánchez T.
Un melillense de 21 años ha sido detenido por la Policía Local tras intentar agredir a un agente con un cuchillo de 16 centímetros de hoja al ser interceptado en su huida después de protagonizar un intento de robo junto a otros dos jóvenes, que también fueron detenidos.

En un comunicado de prensa, la Consejería de Seguridad Ciudadana informó ayer de que los hechos se produjeron en la madrugada del pasado 6 de diciembre, en torno a las 5,00 horas, cuando la Policía Local fue advertida mediante una llamada al 092 de que se estaba produciendo un robo en un establecimiento hostelero de la calle Carlos Ramírez de Arellano, en el centro.

De forma inmediata, una patrulla de la Policía Local se personó en el lugar, momento en que tres individuos salieron corriendo del establecimiento en diferentes direcciones con la intención de “despistar” a los agentes.

Uno de los policías consiguió interceptar en la Avenida Reyes Católicos a H.M.M, melillense de 21 años de edad, que portaba una espada de 90 centímetros de longitud que arrojó bajo un vehículo estacionado, y un cuchillo con una hoja de 16 centímetros con el que intentó agredir al agente que le dio alcance.

Este individuo fue detenido por un presunto delito de robo con fuerza en las cosas y atentado a un agente de la autoridad.

También fueron detenidos los otros dos presuntos ladrones, un melillense de 20 años cuyo nombre corresponde a las iniciales K.H.E.B.A., y un marroquí de 19 años que iba indocumentado y cuyas iniciales son M.A.L.

Los tres fueron puestos a disposición de la Jefatura Superior de Policía, donde se instruyeron diligencias.

Asimismo, la Policía Local consiguió localizar al propietario del establecimiento que fue objeto del robo, cuya puerta lateral presentaba signos de haber sido forzada, al igual que una máquina tragaperras del interior, que se hallaba todo revuelto. El propietario presentará una denuncia por lo ocurrido en su establecimiento.

MELILLAHOY