Archivo

Archive for 27 mayo 2010

FRANCIA PERMITE A SU POLICIA LOCAL USAR PISTOLAS ELÉCTRICAS

France allows to use their police Tasers
Amnistía Internacional reiteró ayer sus conocidas advertencias: el artilugio es usado a veces como instrumento de tortura y, en determinados caso, puede ser mortal.

El arma puede ser utilizada en contacto directo con la piel, o el modo de disparo a distancia. En este último, el arma lanza dos dardos conectados a una batería que permite una descarga debilitante que según los expertos es inofensiva.

La medida fue dictada después de los hchos de Villiers-sur-Marne, donde un joven oficial de 26 años, Aurelie Fouquet, fue asesinado por una banda que estaba preparando.

El ministro del Interior de ese país europeo, Brice Hortefeux, decretó que las fuerzas de seguridad locales puedan usar las armas Taser que ya son utilizadas por algunas unidades de policía nacional y efectivos de gendarmería, como respuesta al último asesinato de un oficial de 26 años, Aurelie Fouquet, en la localidad de Villiers-sur-Marne. Los pequeños municipios franceses pueden desde hoy armar a sus policías locales con las controvertidas Taser, un tipo de pistola que descarga una friolera de 50.000 voltios.

Son las mismas que ya usan los agentes de la policía nacional y de la gendarmería francesa. La autorización gubernamental para que los policías locales también dispongan de –en palabras del Ministerio del Interior– “un arma no mortal que fomenta la paz civil” ya causan polémica en el país europeo.

UNA MUJER INTENTA ESTRANGULAR A UN POLICÍA LOCAL EN MELILLA TRAS UN INCIDENTE DE TRÁFICO

Una mujer ha sido detenida en Melilla acusada de agredir a un policía local e intentar “estrangularlo” cuando una patrulla de este cuerpo de seguridad pretendía identificar a esta mujer y su pareja durante un incidente de tráfico.

EUROPA PRESS. 26.05.2010

Según informó hoy a Europa Press el portavoz de la Consejería de Seguridad Ciudadana, los hechos ocurrieron de madrugada cuando una patrulla de Policía Local fue comisionada por la sala de emergencias para asistir a un accidente de tráfico que se había producido en la Carretera de Hidum, a la altura de la glorieta de Las Palmeras.

Una vez personados en el lugar, los guardias observaron un vehículo tipo furgoneta que se encontraba encima de la acera, con una rueda reventada y a una persona cambiando dicho neumático. Los agentes, siguiendo el protocolo habilitado ante este tipo de situaciones, procedieron a identificar al conductor del vehículo, quien, ante las apreciaciones percibidas por los policías, es informado de que se le iba a realizar la prueba de control de alcoholemia.

Sin embargo, en ese momento la mujer que acompañaba al conductor y que aseguró estar embarazada de tres meses “empezó a mostrar una actitud grotesca, irrespetuosa y desafiante, la cual se acrecentó ante la petición de la documentación personal para proceder a su identificación, no pudiendo llevarse a cabo por carecer de ella”.

Instantes después, esta persona se dirigió a uno de los funcionarios policiales “expresándole toda clase de términos descalificantes, insultos y amenazas, tras lo cual, y de manera sorpresiva, se abalanzó por detrás contra el Policía, agarrándolo del cuello con la clara intención de estrangularlo” dijo el portavoz policial.

El agente, con ayuda de su compañero, “consiguió deshacerse y reducir a la agresora, procediendo de inmediato a su detención e informándole in situ del motivo de ésta, hechos que se le imputan y derechos que le asisten”.

La citada fuente indicó que previo al traslado a dependencias policiales, como quiera que la detenida manifestaba que se encontraba embarazada de tres meses, fue conducida al Centro de Salud, donde “se negó a ser atendida por el facultativo de servicio, recogiendo éste la incidencia en el parte de actuación pertinente”.