Archivo

Archive for 29 junio 2010

LA POLICÍA LOCAL DE OGÍJARES ASUME MÁS COMPETENCIAS EN MATERIA DE VIOLENCIA DE GÉNERO CON UNA UNIDAD ESPECÍFICA

La Unidad de Seguimiento y Vigilancia de Género (USEVIG) de la Policía Local de Ogíjares será la encargada de velar por la seguridad y protección de las víctimas de malos tratos, una vez que hoy el Ayuntamiento del municipio ha firmado el Protocolo de Colaboración y Coordinación entre las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y Policía Local para la Protección de las Víctimas de Violencia Doméstica y de Género de la Subdelegación del Gobierno.

 

Tras el acto, en el que participaron la alcaldesa de Ogíjares, Herminia Fornieles, el subdelegado del Gobierno, Antonio Cruz, y la responsable de la Unidad de Violencia sobre las Mujeres en la  Subdelegación, Nieves Montero, la concejal de Igualdad del municipio, Belén Rosales, manifestó que este acuerdo “refuerza la protección para las mujeres ogijareñas, aunque ojalá no haya que hacer uso de esta herramienta”.

 

Gracias a este convenio, la Policía Local de Ogíjares contará con un grupo dentro del cuerpo que se encargue de los casos de violencia de género, cuyos agentes ya han sido formados en la materia, con cursos como las I Jornadas contra la Violencia de Género del municipio que precedieron a la firma del acuerdo. Además, el Ayuntamiento está ahora dotando de recursos a la unidad USEVIG para permitir que realicen un seguimiento más cercano y sensible en estos supuestos, según explicó el jefe de la Policía Local de Ogíjares, Antonio Joaquín Molina.

 

Asimismo, con este protocolo de actuación, la colaboración entre los agentes municipales de Ogíjares y el resto de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, especialmente la Guardia Civil se estrecha aún más. En este sentido, los policías locales cuentan con un formulario tipo en el que se recopilará la información de cada caso y podrán acceder en un futuro a una base de datos nacional con todas las fichas tanto de las mujeres como de los agresores y compartir información con el resto de grupos.

 

Junto al Ayuntamiento de Ogíjares, otros seis municipios (Monachil, Guadix , Fuente Vaqueros, Alfacar, Huétor Vega y Montefrío) también se adhirieron esta mañana a este protocolo de actuación frente a la violencia doméstica y de género.

 

 

EL INSTITUTO DE SEGURIDAD PUBLICA DE CATALUÑA DESPRECIA LOS JEFES DE LAS POLICIAS LOCALES

 

                                       

PARA NADA COMPAÑEROS, NO NOS HEMOS CONFUNDIDO AL PUBLICAR EL ESCUDO DEL INSTITUTO DE SEGURIDAD PUBLICA DE CATALUÑA. NO…NO ES EL LOGO DEL BANCO SABADELL ATLÁNTICO…¡ES QUE ES TAN POLICIAL! ¿VERDAD?

 

La Asociación de Jefes y Mandos de Policía de Cataluña (Accpolc), que celebró el pasado 17 de Junio su congreso en Salt con el objetivo de refundar sus estatutos y establecer las bases del futuro, pidió una reunión urgente con los responsables de la Instituto de Seguridad Publica de Cataluña para debatir aspectos de formación y la respuesta que recibió del director del centro fue, dicho de forma llana, que ellos no eran nadie para participar en el proceso que pedían. En vista de este desprecio, el Accpolc acordó ayer iniciar un proceso para hacerse oír y afianzar su posición de cara al nuevo gobierno de la Generalitat. Varios políticos fueron ayer en el Congreso de Salt. En Cataluña hay más de 200 cuerpos de policías locales, que en total suman más de 11 .000 agentes.En el plano teórico, la policía de Cataluña es la suma de los Mossos y las policías locales, pero los últimos acontecimientos han contribuido a afianzar la idea de que ya tenían muchos jefes de policías locales, que la realidad es otra. Un ejemplo de las últimas batallas que han tenido que mantener con la dirección de la Escuela de Seguridad Pública para que realizara los cursos de cabo, que este año quería suprimir porque no había demanda para hacer el curso por parte de los Mossos. Y la gota que ha colmado el vaso ha sido la respuesta, escrita, que el director de la escuela de Mollet dio al presidente de la Accpolc y jefe de la Guardia Urbana de Barcelona, Xavier Vilaró, que había reclamado una reunión urgente para tratar temas de formación y selección de instructores para el curso próximo. Sin tapujos, le dice que lo que quieren discutir ya lo tratan con técnicos y representantes de cuerpos policiales y que ellos todavía les harían estorbo. «Sobre los temas que menciona en su carta, actualmente ya están trabajando técnicos de formación del instituto y representantes de diversos cuerpos de policial local de Cataluña. Por ello, considero que la interferencia de otra institución de asesoramiento podría ser poco útil y, incluso, perjudicial para el éxito del diseño de los cursos que indique », dice textualmente la respuesta de González Zorrilla. El jefe de la Policía Municipal de Girona, Josep Palouzié, uno de los ponentes de la jornada del 17 de Junio, calificó de intolerable la respuesta, que fue repartida en la carpeta de trabajo que se entregó a la ochenta asistentes al congreso. «No nos merecemos este tipo de respuesta. Somos técnicos colaboradores y parece que nos quieren relegar a grupo de presión discordante y estamos hartos de recibir desatención por parte de las instituciones públicas », remarcó Palouzié, que apostó por cambiar la situación y convertirse en un referente para las instituciones y ganar una mejor posición de cara al nuevo gobierno. Valoró como muy positiva la presencia de diputados y representantes de partidos políticos a la jornada.

 

Refundar la asociación

El Accpolc ha acordado, por un lado, renovar sus estatutos y, por otro, integrar al máximo los miembros de otras asociaciones de jefes de policía existentes en diferentes zonas de Cataluña, como las comarcas gerundenses, el Vallès y las comarcas leridanas. El objetivo es conseguir unidad y homogeneidad y hacerla más abierta y dinámica ante las instituciones. Palouzié propuso, en primer lugar, que los mandos que no tienen función de nada tengan la misma categoría y derecho a voto en la asociación, copiando el modelo de la Unijepol (Unión de Jefes de Policía), asociación de ámbito estatal, con la que el Accpolc también mantiene convenio de colaboración. Los estatutos, que se remontan a 1987, se volverán a redactar para adaptarlos a la actualidad.

De 2.200 horas en 1600

Conrado Fernández Justas, superintendente jefe de la Guardia Urbana de Badalona, hizo, durante su exposición, un recorrido por los últimos treinta años de historia de las policías locales de Cataluña para demostrar que, a pesar de la evidente situación de crisis actual , los servicios policiales municipales “han estado en crisis desde 1976». Los cambios laborales, sin embargo, han sido muy notables. Hace treinta años, los policías tenían un día de fiesta semanal que nunca podía caer en fin de semana ni en festivo, lo que suponía que un agente hacía 2.200 horas anuales, que traducidas en días de trabajo eran 275 días. Actualmente, con unos «salarios correctos» y agentes bien formados, muchos con carreras universitarias, se hacen 1.600 horas, que vienen a ser 175 días laborables al año, descontando  los días de asuntos propios.

De la mano del fiscal

El eterno debate sobre la legitimidad de la policía local como policía judicial fue el objeto de la ponencia de Fernando Lacaba, presidente de la Audiencia de Girona, que recordó que él, como juez, hace años había dado mucha cuerda a las policías locales, espoleadas por Carlos Aros, exjefe de la policía local de Lloret, como firme defensor de la policía local como policía integral. Remarcó que dar alas a los municipales le había supuesto reproches del entonces gobernador civil Pere Navarro, ahora director general de Tráfico. El papel judicial de los municipales aún no está aclarado por ley y Lacaba les aconsejó que si quieren negociarlo puntualmente lo hagan con los fiscales, más estables, y no con los jueces.

FUENTE : WEBPOLICIAL.INFO / AVUI