Archivo

Archive for 24 enero 2011

POLICIAS LOCALES ENSEÑARÁN A ANCIANOS A PROTEGERSE DE LOS ABUSOS Y LA DELINCUENCIA

LA VERDAD | CARTAGENA.
  • La Policía Local de Cartagena , en colaboración con las concejalías de Seguridad y Atención Social, ha puesto en marcha el programa ‘Protegemos a nuestros mayores’, que pretende enseñar a los ancianos a protegerse del abuso y la delincuencia.

Dentro de las actuaciones concretas de este proyecto, la Policía Local impartirá una charla sobre seguridad dirigida a la Asociación de Voluntarios Mayores que se celebrará el lunes, a las 10.00 horas, en el local de la tercera edad de la calle Juan Fernández.
Con esta conferencia se pretende que los mayores conozcan las actuaciones los instrumentos a su disposición en el caso de que sean víctimas de abusos o delincuencia.
La charla estará centrada en los métodos para prevenir conductas antisociales que se aprovechan de la vulnerabilidad de las personas de edad avanzada y enseñar a los mayores que la fórmula principal para controlar los abusos es la autoprotección.
El programa incluye, además, visitas a domicilio, al menos una vez por semana, para controlar el estado de las personas que viven solas y que voluntariamente se hayan incluido en el programa.
También, se busca concienciar a los vecinos de estas personas para que colaboren en su atención y se reduzca el nivel de desprotección, así como poner en conocimiento de los servicios sociales y centros de salud las situaciones de riesgo.

LA POLICIA LOCAL DE MÁLAGA DETIENE A UN HOMBRE POR PRESUNTAMENTE MALTRATAR A SU HIJO DE 12 AÑOS

Foto extraida de la campaña iniciada por la Fundación Women’s Aid -una institución británica que lucha contra la violencia doméstica.

Un hombre de 52 años ha sido detenido por agentes de la Policía Local de Málaga como presunto autor de un delito de malos tratos en el ámbito familiar, ya que pegó, en plena calle, a su hijo de 12 años.
  • EUROPA PRESS. 20.01.2011
  • Un hombre de 52 años ha sido detenido por agentes de la Policía Local de Málaga como presunto autor de un delito de malos tratos en el ámbito familiar, ya que pegó, en plena calle, a su hijo de 12 años.

    Los hechos tuvieron lugar sobre las 12.15 horas del pasado 8 de enero cuando numerosos testigos, según ha informado en un comunicado la Policía Local, pudieron ver que este individuo, identificado como Abdelkader M.M., natural y vecino de Melilla, agredía con “suma violencia” a un menor que se encontraba en el interior de su vehículo.

    Según los testigos, al parecer, le propinó puñetazos en la cara, en la cabeza y en otras partes del cuerpo, así como patadas y fuertes zarandeos, llegando, incluso, a arrojarlo violentamente contra el lateral del vehículo.

    Entre los testigos de los hechos, estaba un policía local que se encontraba fuera de servicio, que medió en la agresión y solicitó la presencia de una patrulla, personándose en el lugar una dotación de este Cuerpo.

    Una vez allí, los policías locales abrieron la puerta del vehículo para ver el estado del menor, que, llorando y muy nervioso, respondió cubriéndose la cara, temiendo que se tratara de nuevo del padre.

    En el lugar también se encontraban la madre del menor y dos hermanos, de 14 y 22 años. El niño agredido fue trasladado al Hospital Materno Infantil de Málaga, donde fue asistido.

    En cuanto al padre, fue detenido y trasladado a dependencias policiales, siendo, posteriormente, puesto a disposición judicial, según han precisado las fuentes citadas.

    LA POLICIA DETIENE A UN INDIVIDUO CUANDO PRESUNTAMENTE INTENTABA INCENDIAR LA CASA DE LA ALCALDESA DE TURÍS

     

     

     

    La rápida intervención de dos agentes de la Policía Local de Turís evitaron que un  incendio provocado en la puerta del domicilio de la alcaldesa de Turís, Pilar Blasco, tuviera consecuencias dramáticas. Además gracias a la rapidez con la que actuaron los agentes lograron detener al presunto incendiario, un hombre de unos 30 años vecino de la localidad y que responde a las iniciales F.C.G.

    Tal como ha podido saber este semanario, todo sucedía a las 2,30 de la madrugada, en esos momentos dos agentes que se encontraban en el retén de la Policía se disponían a realizar la ronda. En el mismo instante en el que se disponían a subir al vehículo, se percataron de un enorme resplandor en el callejón contiguo al retén de la Policía. Ambos agentes  se dirigieron hacia el fuego, percatándose de que una persona se apresuraba a salir de la zona incendiada, al mismo tiempo en que arrogaba  dos botellas de sus manos.

    Uno de ellos emprendió la persecución tras el sospechoso, mientras que su compañero retrocedió hasta el reten para coger un extintor y apagar el fuego.

    La persecución por las calles de Turís duró unos minutos y acabó casi a un kilómetro del lugar de los hechos después de recorrer varias calles, cuando el agente detuvo al pirómano quien apenas puso resistencia.

    El ruido de la deflagración despertó a la alcaldesa y a su marido, quien con la ayuda de una alfombra pudo apagar el fuego que ya había pasado dentro del domicilio y que se encontraba a pocos centímetros de prender las cortinas y el sofá. La alcaldesa ha manifestado sentirse “muy asustada” y ha querido dar “las gracias a los policías y a que nos despertamos no estamos hablando de una desgracia, el fuego ha estado muy cerca de prender toda la casa,  y en ella dormíamos cinco personas”.

    En la investigación para aclarar lo sucedido será de mucha ayuda la grabación de una cámara de seguridad que se encuentra en la calle de los hechos, ya que esta situada para vigilar la entrada del centro polivalente, donde además está situada la Biblioteca Municipal.

    DETENIDAS TRES PERSONAS POR AGREDIR A DOS POLICIAS QUE LES INSTARON A NO FUMAR EN UN BAR

    Los agentes instaron a los individuos a apagar los cigarrillos tras lo cual se produjo una discusión que terminó con la agresión a los funcionarios en Vélez-Málaga

    VÉLEZ-MÁLAGA (MÁLAGA). (EUROPA PRESS).-

     La Policía Local de Vélez Málaga (Málaga) ha detenido a tres hombres de entre 37 y 42 años (Málaga) como presuntos autores de una agresión a dos agentes policiales que les instaron a apagar los cigarrillos que estaban fumando en el interior de un bar de copas situado en la avenida de Las Naciones de la localidad.

    Según ha informado el Ayuntamiento del municipio en un comunicado, el suceso tuvo lugar alrededor de las 23.00 horas de este pasado viernes y se inició cuando los agentes, que habían accedido al establecimiento para tomar café, advirtieron la presencia de un grupo de personas que estaban fumando, por lo que les pidieron que dejaran de hacerlo o salieran a fumar a la calle.

    Al parecer, uno de estos individuos se negó a acatar la orden policial y plantó cara a los agentes, a los que les dijo que lo que tenían que hacer “es iros a buscar droga, tomaros el café y os vais a la calle, que lo único que hago es fumarme un cigarro, fumo porque me da la gana”.

    Ante esta actitud, los policías trataron de identificar a esta persona, que se negó a facilitar sus datos, por lo que le pidieron que saliera del establecimiento y, una vez en la calle, volvieron a requerirle la documentación, la cual una vez más se negó a facilitarles.

    Debido a esta negativa, los agentes decidieron trasladar al individuo a dependencias policiales, pero cuando lo iban a introducir en el coche, uno de sus acompañantes lo agarró del brazo y empezó a tirar de él, profiriendo gritos contra los funcionarios, a uno de los cuales le propinó un puñetazo en la cara que lo tiró al suelo.

    El otro agente logró interceptar al agresor cuando intentaba agredir de nuevo a su compañero, momento que aprovechó el tercer individuo para tratar de evitar la detención de sus acompañantes, lo que originó un forcejeo que supuso que el policía recibiera muchos golpes por todo el cuerpo.

    En ese momento, con la ayuda de un agente de otra dotación que se personó en el lugar, los policías lograron reducir a los individuos y los trasladaron al centro de salud del núcleo poblacional de Torre del Mar, donde fueron atendidos por los médicos, que derivaron a uno de los policías, que presentaba lesiones de más gravedad, al Hospital Comarcal de la Axarquía.

    Los tres arrestados, que fueron identificados como J.M.E.J., F.J.E.J. y J.M.C., todos naturales y vecinos de Vélez-Málaga, fueron trasladados a la comisaría del Cuerpo Nacional de Policía, que se ha hecho cargo de la investigación.

    LA POLICIA LOCAL DE MOTRIL SE INCAUTA DE 7 RÉPLICAS DE ARMAS DE GUERRA

    Los denunciados son 8 jóvenes motrileños que fueron sorprendidos en las inmediaciones del Cerro del Toro

    La Policía local de Motril fue alertada el sábado de unos individuos de alrededor de veinte años que portaban armas en el área recreativa de las minas del Cerro del Toro.

    Con toda celeridad varias patrullas de Policía local y una unidad de la Guardia Civil se personaron en el lugar indicado y descubrieron que los jóvenes tenían escondidas en unos bancales y entre los matorrales de la zona hasta 7 réplicas exactas de armas de guerra.

    Ninguna de las armas contaba con autorización y además estaban siendo utilizadas en suelo público, durante el fin de semana y con gente y excursionistas paseando por la zona, situación que agrava el estado de alarma que estaba causando.

    Además de las pistolas incautadas entre el material intervenido había una máscara de guerra con gafas tácticas de color verde, 11 cargadores, una bolsa de transporte táctica mimetizada y un machete de caza con su funda.

    El material intervenido quedó depositado en intervención de armas de la Guardia Civil y los jóvenes denunciados y puestos a disposición judicial.

    TRES MUJERES INTEGRAN POR PRIMERA VEZ LA UNIDAD CANINA DE LA POLICIA LOCAL DE BILBAO

    En este articulo la periodista afirma que -en los cacheos a féminas es “imprescindible” la intervención de una agente-.

     Esto es totalmente erróneo, y los compañeros ya sabrán en que contexto lo digo.

    AINHOA DE LAS HERAS a.delasheras@diario-elcorreo.com | BILBAO.
    Ha sido necesaria la construcción de vestuarios femeninos en la base de Kobetas y pedir voluntarias en el cuerpo
    8.366 actuaciones policiales en 2010. Esta unidad interviene en el 40% de las intervenciones totales de la Policía Municipal de Bilbao. La mayoría de ellas se registran en los distritos 5, Ibaiondo, y 6, Abando-Indautxu. 1.027 fueron por delitos contra el patrimonio y el orden público, 1.006 identificaciones y 2.261 actuaciones de tráfico.
    60 agentes integran la Unidad Móvil de Apoyo, que sirve de complemento a las cuatro comisarías y a las unidades especiales. En 2010 practicaron 639 detenciones, entre ellas 281 por delitos contra el patrimonio, 116 por seguridad vial y salud pública, 81 por agresiones y violencia de género y 73 por delitos de orden público.
    Por primera vez en 21 años, desde que se creó la Unidad Canina de la Policía Municipal de Bilbao en 1989, tres mujeres policías forman parte de su plantilla. Las tres, al igual que el resto de sus compañeros, son voluntarias y tienen experiencia, están «fogueadas» en la calle, requisitos imprescindibles para situarse «en primera línea de fuego», explica el jefe de la Subdivisión de las comisarías de la margen izquierda de Bilbao y de la Unidad Móvil de Apoyo (UMA). Para que las mujeres pudieran integrar este grupo de élite, las instalaciones, ubicadas en el monte Kobetas, han tenido que sufrir una reforma. Se han construido duchas y vestuarios femeninos.
    Una vez que culminaron las obras, a finales de 2009, se ofreció a la plantilla la posibilidad de unirse al grupo. Después de una selección -«queremos coger lo mejor que hay en la plantilla», han de ser personas «equilibradas, sensatas, con experiencia y a las que les guste trabajar con perros», argumenta el subcomisario- dos de las aspirantes se incorporaron el pasado 1 de febrero y la tercera, el 14 de abril, recuerda el oficial jefe de la unidad.
    Desde entonces, cada una ha sido destinada a un grupo de trabajo, donde han sido aceptadas con normalidad como «un compañero más», asegura G.B., una de las agentes. Destaca que en los casos de violencia de género, a los que suelen acudir cada vez con más frecuencia, las víctimas agradecen que se acerque a ellas otra mujer vestida de uniforme; «psicológicamente les ayuda». También en los cacheos a féminas es imprescindible la intervención de una agente.
    La UMA «está en todos los saraos, en las zonas más conflictivas», señala el subcomisario. Se dedican a la Seguridad Ciudadana, la mayoría por delitos contra el patrimonio y el orden público. En 2010 realizaron 8.366 intervenciones. «El 90% del trabajo en la Aste Nagusia descansa sobre esta unidad, controlan los conciertos de Botica Vieja…» Son los policías que más trabajan por la noche y los fines de semana, y cubren «los solapes», el cambio de un relevo, para que las calles no queden desprotegidas, o la salida de las macrodiscotecas, una hora sensible en la que se suelen registrar trifulcas; «ahí está la UMA para que haya un poco de tranquilidad».
    «Valientes» y «cumplidoras»
     
    La «zona prioritaria» sigue siendo San Francisco, por donde patrullan de forma continua y en coordinación con la Ertzaintza. Por las mañanas también vigilan áreas comerciales como Indautxu o el Casco Viejo, y a lo largo del día, en función de si ha habido un aumento de robos o de otros delitos, se dedican a los barrios, Rekalde, Zorroza… Y acuden siempre que sucede alguna emergencia.
    Pero lo que distingue a este grupo del resto de unidades de la Policía Municipal son sus perros. En la actualidad, después de épocas de esplendor y también de decadencia, la Unidad Canina cuenta con 25 canes, 19 de ellos pastores alemanes y 6 belgas malinois. Los primeros son estéticamente imponentes y los otros, muy rápidos en el trabajo. «A cada guía le gusta uno u otro», indica Jaime Hernantes, responsable de adiestramiento de Kobetas. Cada can cuenta con dos guías. «Se puede ser buen policía y no un buen guía, el mismo perro cambia de llevarlo una persona a otra», advierte Hernantes. G.B. tiene como compañero a ‘Fredy’, un precioso pastor alemán de cinco años y medio. Es «muy serio» y «se activa enseguida cuando escucha las sirenas». «Sabe lo que tiene que hacer en cuanto nos ve correr, no hay que decirle nada, pone al delincuente contra la pared él solo», asegura mientras le acaricia. La policía, que da al animal órdenes en alemán para que se siente o se quede quieto, tiene perros en casa. «Has de amoldarte a él, pero me han puesto a uno que tiene experiencia en la calle».
    «Verles tranquiliza al ciudadano», explica el cabo Sarri, que lleva dos años en la unidad y doce en el cuerpo. «Marca una distancia, algunos delincuentes respetan más al perro que al policía». Su perro es ‘Bogart’, la estrella de la unidad, «el más vistoso». En las exhibiciones es capaz de atravesar un coche con las ventanillas abiertas de un salto.
    Son «valientes», «cumplidoras» y «dinamita pura», dicen de ellas sus compañeros. El responsable de la unidad espera que en el futuro puedan contar al menos con una cuarta mujer para completar los cuatro grupos. En las unidades caninas de la Guardia Civil y el Cuarpo Nacional de Policía también hay alguna mujer, no así en la Ertzaintza ni en otras policías locales.
    Los perros, que viajan en la parte trasera de los vehículos patrulla rancheras, reciben una formación de dos meses antes de salir a las calles, para acoplarse a su guía, distinguirle entre la multitud y respetarle, ya sea éste hombre o mujer.