Archivo

Archive for 29 abril 2014

La Urbana y Fundación Mutual de Conductores conciencian a 284 jóvenes sobre seguridad vial

BARCELONA, 29 Abr. (EUROPA PRESS) –

La Guardia Urbana y la Fundación Mutual de Conductores han celebrado este martes en Barcelona una actividad educativa de concienciación sobre seguridad vial ante 284 jóvenes de cinco centros educativos para alertar de las consecuencias de una mala conducción.

La actividad ‘Cambio de Marcha’ –celebrada en el CaixaForum con el apoyo del Servei Català de Trànsit y el Servei d’Educació per la Mobilitat Segura de Barcelona– pretende fomentar la conducción segura entre los jóvenes de 14 a 18 años a través especialmente de testimonios reales, como la familiar de una víctima de un accidente y una joven que quedó tetrapléjica tras un siniestro, que han intervenido en el acto.

En declaraciones a los periodistas, el presidente de la fundación, Joan Badenes, ha considerado que la actividad es “impactante”, por lo que contribuye a que los asistentes interioricen que un accidente no sólo afecta a la víctima, sino que también hace sufrir a los que la rodean, especialmente a la familia.

El intendente portavoz de la Guardia Urbana, Carles Reyner, ha asegurado que el acto consigue que los jóvenes reflexionen, y ha remarcado que “deja claras las consecuencias que tienen según qué conductas” cuando no se conduce con precaución.

Ha destacado que, pese a que se ha reducido el número de muertos y heridos entre los jóvenes en las carreteras, la cantidad de accidentes no ha disminuido notablemente, y ha explicado que los factores de más riesgo de los jóvenes consisten en la falta de experiencia y en una menor reflexión ante el volante, por delante del consumo de alcohol y drogas.

Badenes ha remarcado que, tras ocho años de celebrar estos actos de concienciación, se ha llegado a 70.000 jóvenes, 12.000 en lo que va de año, y ha celebrado que el interés por estas medidas pedagógicas va en aumento.

La fundación ha destacado que en 2013 fallecieron cuatro jóvenes de entre 14 y 18 años en las carreteras catalanas, y se registraron 44 heridos graves y 409 leves de estas edades.

La Policía Local reactiva el método de grabar en vídeo las infracciones de tráfico

La Policía Local de Málaga está reactivando en los últimos meses un método para la denuncia de infracciones de tráfico hasta ahora poco empleado como es la utilización por un agente de una cámara de vídeo para captar imágenes de los vehículos mal aparcados o estacionados en la vía pública.

El método, que es complementario al del vehículo provisto de un dispositivo de cámara, está implantado en la capital desde hace varios años, al igual que en otras ciudades españolas, pero hasta ahora su utilización era muy restringida.

Desde hace unos pocos meses, sin embargo, este método para sancionar está siendo recuperado y en las últimas semanas cada vez es más habitual ver en alguna vía a un policía local que, bien desde el coche patrulla, bien a pie, graba con una cámara de vídeo a vehículos aparcados indebidamente.

El aumento de esta práctica está provocando quejas de ciudadanos afectados que ignoran que el método es completamente legal y está amparado por la normativa legal.

La reactivación de esta práctica sancionadora es criticada igualmente por algunos sindicatos policiales, que la asocian a «la necesidad del Ayuntamiento por imponer más multas de tráfico para aumentar la recaudación».

Todas las jefaturas de la Policía Local están dotadas de cámaras de vídeo que cada vez están siendo más utilizadas por los agentes para grabar infracciones.

Un portavoz de la Policía Local explicó que los agentes provistos de estas cámaras captan imágenes de los vehículos parados o estacionados en la vía pública contraviniendo la normativa vigente, «con el fin de proceder a su denuncia».

En una respuesta remitida al grupo municipal de IU que se ha interesado por el repunto de este método, el Ayuntamiento señala que se trata de un «sistema habitual» en las distintas policías que tienen entre sus funciones la vigilancia del tráfico.

En la respuesta a IU se defiende esta práctica asegurando que la notificación «en el acto al infractor captado produciría perturbaciones al tráfico provocadas por la detención del vehículo policial en aquellas vías en las que se denuncia, que son las que generalmente más necesidades de fluidez demandan».

El Ayuntamiento recuerda que esta práctica es completamente legal y está amparada por el reglamento sancionador en materia de tráfico que justifica su uso en momentos «de gran intensidad circulatoria» o «concurriendo factores meteorológicos adversos u otras circunstancias en que la detención del vehículo policial pueda suponer un riesgo».

Tras la grabación de la infracción su notificación al conductor sigue la vía normal de las multas impuestas en papel en el boletín de denuncias.

El Ayuntamiento asegura asimismo que las imágenes obtenidas mediante este sistema se remiten a un fichero de protección de datos por lo que cumplen todas las exigencias legales en esta materia.

Fuente: laopiniondemalaga.es