Archivo

Posts Tagged ‘DRoGaS’

La Unidad Canina policial de Paterna detecta una plantación de marihuana

24 septiembre 2014 1 comentario


La labor del conocido perro adiestrado ‘Urko’ permite detener a una persona por un delito contra la salud pública

La Unidad Canina de la Policía Local de Paterna ha detectado una plantación de marihuana. Los hechos ocurrieron en una vivienda de la calle General Moltó, ubicada en la colonia militar de Paterna. El operativo permitió ayer mismo detener al sospechoso, por parte de agentes de la Policía Nacional, por un presunto delito contra la salud pública.

Los vecinos alertaron a la Policía Local de que en la zona habían observado en las últimas semanas «comportamientos sospechosos».

Los agentes procedieron a realizar una inspección en la zona acompañados por ‘Urko’, el perro de raza Pastor Belga Malinois, propiedad del agente Jesús Cortés Ramada. Durante la inspección a la zona, el animal detectó «rápidamente el olor del cannabis y guió a los agentes hasta la vivienda».

El can, perfectamente adiestrado para la detección de marihuana, hachís, heroína o cocaína, dio señales «inequívocas» de que en ese lugar podría hallarse alguna de estas sustancias.

La Policía Local redactó el informé que trasladó a Policía Nacional, y que después se remitió al juzgado. El juez dio credibilidad «al informe de la Unidad Canina de la Policía Local y procedió a conceder la pertinente orden de registro». Al acceder, los agentes de la Policía Nacional localizaron una plantación de marihuana.

Drogas de diferentes tipos incautadas en una fiesta ilegal

La Policía Local de Málaga detiene al organizador y paraliza un fiesta ilegal con drogas en un solar con unos 70 jóvenes partícipes

Los policías locales incautaron numerosas dosis de MDMA o éxtasis, ‘speed’, cocaína, hongos alucinógenos, hachís y marihuana, además de un total de 16 plantas de esa misma sustancia descubiertas en un pequeño huerto acotado

Junto con el responsable y organizador de la fiesta, que fue detenido, otros 14 jóvenes fueron denunciados en acta por consumir o estar en posesión de drogas

Comenzaron a primera hora de la mañana. Parece que iba para largo. Contaban con un escenario, equipos de sonido, bebidas, un futbolín… y todo tipo de drogas. Pero la fiesta no duro mucho. El volumen de la música llamó la atención de agentes del Grupo Operativo de Apoyo (GOA) de la Policía Local de Málaga, que, junto con un miembro de la Unidad Canina y su perro, se acercaron al lugar, un solar vallado entre dos viviendas unifamiliares en la zona de Guadalmar.

Nada más llegar, sobre las 10:30 horas de la mañana del pasado domingo 13 de julio, los agentes confirmaron sus sospechas, dándose cuenta de que allí se ‘cocía’ algo. La puerta se encontraba abierta y varios jóvenes entraban y salían con bebidas en la mano, tratando de eludir la presencia policial nada más percatarse de la misma.

Una vez dentro del solar, los policías locales pudieron ver como muchos de los allí presentes arrojaban pequeños paquetes al suelo, comprobando que los mismos contenían drogas y/o sustancias estupefacientes, por lo que procedieron a realizarles cacheos preventivos a todos los presentes, siendo aproximadamente unos 70 jóvenes, la mayoría de ellos con edades comprendidas entre los 18 y los 25 años de edad.

Drogas de todo tipo

Así, los policías locales denunciaron en acta a un total de 15 personas, 12 hombres y 3 mujeres, tras comprobar que estaban consumiendo o en posesión de diferentes drogas, tales como hachís, cogollos de marihuana, hongos o setas alucinógenas, MDMA o éxtasis, cocaína, etc.

Cobraba la entrada y las consumiciones

Uno de ellos era el propio organizador, pudiendo comprobar los agentes que cobraba entrada a los asistentes, así como las bebidas que consumían para, según manifestó, poder comprarse un equipo de música. Los policías locales localizaron e intervinieron una cifra cercana a los 290 euros en distintos billetes y monedas y un folio con lo que parecían ser las entradas.

Se le incautan diversos tipos de drogas

El responsable fue plenamente identificado, tratándose de un hombre de 26 años de edad, natural y vecino de Málaga, comprobando los agentes que portaba dos trozos de setas alucinógenas. Además, junto a la barra, justo donde se encontraban sus pertenencias, tenía 17 bolsitas termoselladas que contenían, al parecer, MDMA, con un peso total aproximado de 8,1 gramos.

Asimismo, durante la inspección ocular que se llevó a cabo, los policías locales encontraron un pequeño almacén bajo el escenario en el que había cinco bolsitas termoselladas que, al parecer, contenían sulfato de anfetamina o ‘speed’, con un peso aproximado de 4,3 gramos; y en el interior de un futbolín un trozo de hachís con un peso cercano a los 6 gramos, siendo, presuntamente, todas las sustancias propiedad del individuo.

Además, junto al escenario se localizó un pequeño huerto acotado, en el que había plantadas 16 plantas de marihuana, las cuales fueron cortadas por los agentes y entregadas en dependencias policiales junto con el resto de sustancias incautadas.

Evidencias y útiles para el consumo

También se localizaron herramientas para el consumo tales como un cuchillo con restos de hachís, que fue intervenido, tubitos de papel y una tarjeta para el corte de sustancias y su posterior inhalación en una mesa de playa colocada detrás del escenario; o restos de lo que parecía ser cocaína en otra zona en la que había un sofá y una mesa de cristal, donde también se podían ver en el suelo carteles con el precio de las bebidas, previamente arrancados de las paredes.

Detenido por tráfico de drogas y puesto a disposición judicial

Ante los hechos, los policías locales procedieron a la detención del organizador como presunto autor de un delito contra la salud pública por tráfico de drogas, y a su traslado a dependencias policiales, siendo, posteriormente, puesto a disposición judicial.

Desarticulado punto de venta de drogas en el centro

La Policía Local de Málaga detiene a cuatro miembros de una familia dedicada a la distribución de sustancias estupefacientes en el barrio de la Trinidad

Los detenidos son una pareja de 21 años, junto con el padre de él y la madre de ella.

A través de la investigación, los policías locales pudieron comprobar que vendían sustancias incluso a menores de edad

Efectivos del Grupo de Investigación y Protección (GIP) de la Policía Local de Málaga han desarticulado un punto de venta de sustancias estupefacientes con la detención de cuatro personas, dos hombres, padre e hijo, de 21 y 57 años de edad, y dos mujeres, madre e hija, de 21 y 47 respectivamente, como presuntos autores de un delito contra la salud pública por tráfico de drogas.

La investigación policial culminó a finales del pasado mes de junio. Las primeras detenciones llevadas a cabo fueron las de la pareja de jóvenes, de 21 años de edad, que se produjo en la avenida de La Palmilla.

Posteriormente, en el propio domicilio en el que se llevaban a cabo las transacciones de compra-venta de drogas se localizaría a los otros dos miembros del núcleo familiar implicados. En primera instancia, el varón de mayor edad intentó zafarse de los agentes y huir a la carrera, siendo finalmente interceptado y detenido.

Dosis de hachís y 1.246 euros intervenidos

En la operación, los agentes del GIP intervinieron, entre otros efectos, un total de 1.246 euros por su presunta procedencia ilícita a través de la venta de sustancias estupefacientes, incautando una bolsita con numerosos trozos de hachís, con un peso aproximado de 23 gramos, además de otras tres dosis con un peso total aproximado de 28 gramos.

Además, los policías locales levantaron cuatro actas de denuncia por posesión de sustancias estupefacientes.

Detenidos y puestos a disposición judicial

Ante los hechos, los policías locales procedieron a la detención de los cuatro presuntos implicados y a su traslado a dependencias policiales, siendo, posteriormente, puestos a disposición judicial.

La Policía Local de Málaga detiene a dos individuos en la barriada de Nueva Málaga por tráfico de drogas

Los policías locales incautaron un total de 24 dosis de, al parecer, revuelto de cocaína y heroína

Agentes pertenecientes al Grupo de Investigación y Protección (GIP) de la Policía Local de Málaga han detenido a dos individuos naturales y vecinos de Málaga y de 33 y 40 años de edad respectivamente, como presuntos autores de un delito contra la salud pública por tráfico de drogas.

Sorprendidos ‘in fraganti’ tras previa investigación

Los hechos tuvieron lugar sobre las 12:00 horas de la mañana del lunes 16 de junio en el distrito Bailén-Miraflores, concretamente en la barriada de Nueva Málaga, donde los policías locales culminaron una laboriosa investigación sorprendiendo a uno de los individuos entregándole cierta cantidad de dinero al otro, que acudió hasta el lugar en un ciclomotor, mientras este le pasaba una bolsa.

Ante los hechos, los policías locales interceptaron a ambos individuos, incautándole a uno de ellos la bolsa y comprobando que contenía un total de 24 “paquetillas” de lo que parecía ser “revuelto” de cocaína y heroína, lo que hacía presuponer que la droga sería nuevamente destinada al tráfico.

En cuanto al individuo que había entregado la sustancia, los agentes le intervinieron un total de 73 euros al otro por su presunta procedencia ilícita.

Ante los hechos, los policías locales procedieron a la detención de ambos individuos, así como a su traslado a dependencias policiales, siendo, posteriormente, puestos a disposición judicial.

Las otras drogas ‘caníbal’ que enseñan los dientes

Desde que llegara a España hace unos días, todos se saben su nombre: caníbal. Esta droga conocida como MDVP, o metilendioxipirovalerona, desató la locura en la playa mallorquina de Magaluf, donde dejó una escena insólita, básicamente, porque provenía de una persona, de un joven inglés que la emprendió a mordiscos con los bañistas que disfrutaban plácidamente de una jornada veraniega. Hasta 10 agentes tuvieron que emplearse a fondo para reducirlo. Pero no fue el único que enseñó los dientes. Esa misma tarde se registraron cuatro casos similares en la zona. En Ibiza, otro joven inglés atacó violentamente a las enfermas y policías que intentaban reducirlo en un centro de salud de San Antonio.

Entre los efectos de esta peligrosa sustancia destaca la paranoia extrema, la psicosis y, como pudieron comprobar las víctimas, los mordiscos. Es muy duradera (cinco miligramos se prolongan hasta siete días) y sus consumidores pueden llegar a perder la noción del cuerpo, dejando de sentir dolores tan intensos como la fractura de un hueso. No es la única droga de diseño que ha desembarcado en el continente procedente de zonas como Asia. Muchas de ellas son todavía legales e igualmente peligrosas.

Mefedrona o como volverse azul

Considerada legal en Europa hasta hace cuatro años, la mefedrona, también llamada ‘miau miau’, es una droga sintética que entraña graves riesgos para la salud: puede provocar coloración azulada o morada de los órganos, un posible estrechamiento de la aorta, sudoración abundante y taquicardia.

La primera muestra de mefedrona que descubrieron en España apareció en Andalucía y corresponde a abril de 2009

Es un producto de laboratorio, una droga de diseño. Los que la han consumido destacan que está a medio camino entre la cocaína y el éxtasis. Se adquiere tanto en polvo como en cristal (parecen piedras de sal gorda), y tanto en la calle como a través de Internet, donde se anuncia como si fuera un fertilizante para plantas, o unas sales de baño. La primera muestra de mefedrona que descubrieron en España apareció en Andalucía y fue en abril de 2009. En Reino Unido e Irlanda el consumo de esta sustancia se vincula directamente con el fallecimiento de al menos 37 personas.

Metoxetamina, experiencias cercanas a la muerte

La metoxetamina es una droga disociativa, es decir, distorsiona las percepciones visuales y auditivas de quien la consume. Es extremadamente peligrosa por su capacidad para producir experiencias cercanas a la muerte y una sensación de separación corporal, sin pérdida de conciencia. Su toxicidad y efectos secundarios son similares a los de la ketamina aunque con mayor duración e intensidad. Se elabora en laboratorios clandestinos y su consumo no es apto para humanos. Internet ha sido su vía de escape, donde se puede adquirir de forma legal y de manera relativamente sencilla.

‘Shabú’, tres días eufórico y tres dormido

El ‘shabú’ es un clorhidrato que se fuma y ahí esta precisamente la clave de su potente efecto, 15 veces superior al de la cocaína. Es una acción rápida e intensa sobre el cerebro: mantiene hasta tres días eufórico y luego tres dormido, con riesgo de caer en una profunda depresión. Si se consume en exceso o en lugar de inhalarse se ingiere, pude causar la muerte. Aunque un primer consumo es suficiente para dejar una huella imborrable en el organismo. Se paga muy caro, a pesar de que su precio no es de los más elevados: la micra de “shabú”, una pequeña dosis, cuesta entre 50 y 150 euros.

En marzo de este año, se incautaron hasta 4 kilos de esta droga en España y 42 personas fueron detenidas

Sus efectos ya se conocían en la Segunda Guerra Mundial, cuando los pilotos japoneses kamikaces lo tomaban para afrontar los vuelos y aguantar lo máximo posible. Es conocida como “la droga de los pobres” y se consume fundamentalmente en Asia, en ocasiones para soportar largas jornadas de trabajo. En marzo de este año, se incautaron hasta 4 kilos de esta droga en España y 42 personas fueron detenidas.

La peligrosa 5-IT, 24 muertes en cinco meses

Esta sustancia denominada 5-IT o 5-2-aminopropilindol, derivada de la anfetamina, se vende como un estimulante y alucinógeno. Puede adquirirse por vía legal o en el mercado ilícito. Se encuentra sobre todo en polvo y la Comisión Europea ya ha reclamado su prohibición por su alta peligrosidad. En 2012, causó la muerte a 24 personas en cinco meses, entre abril y agosto, en cuatro países distintos: Inglaterra, Alemania, Suecia y Hungría.

El sucesor del LSD, diez veces más peligroso

La droga 251-NBOM, diez veces más potente que el ácido lisérgico (LSD) y una de las más consumidas en Estados Unidos, está entrando de manera incipiente y muy minoritaria en España. Para detener su expansión, Europa ha propuesto prohibir esta sustancia psicodélica que altera la cognición y la percepción de la muerte. Su gran poder alucinógeno ha causado numerosas víctimas mortales incapaces de distinguir la realidad de la ficción. Los consumidores experimentan, de cuatro a 16 horas después, convulsiones, náuseas, paranoia y, en grandes dosis o mezclada con alcohol, les puede causar la muerte.

Fuente: elcorreo,com

Categorías:*NOTICIAS/ACTUALIDAD POLICIAL* Etiquetas:

La Policía Local de Valencia aún carece de medios para pruebas de estupefacientes a los conductores

EU denuncia el retraso de dos meses en formación y equipos y Seguridad contesta que toda ley necesita tiempo

europa press | valencia La concejala de Esquerra Unida en el Ayuntamiento de Valencia, Rosa Albert, ha criticado que la «dejadez y pasividad» del equipo de gobierno ha llevado a que la Policía Local no cuente «ni con la formación necesaria ni con el material» para aplicar la nueva Ley 6/2014 sobre Tráfico, Circulación de Vehículos de Motor y Seguridad Viaria.

Según Albert, el concejal de Seguridad Ciudadana, Miguel Domínguez, le respondió por escrito que está prevista la realización de dos cursos de formación en la Academia del Cuerpo de Policía «para la correcta realización de los controles que se necesita, aparte del instrumental técnico, la preparación y formación del personal de atestados y no todos tienen hecho el curso para la correcta detección de dichas drogas y estupefacientes».

La concejala también apunta que se carece del material necesario para realizar estas pruebas, al indicar que será en este mes de julio cuando se adquirirá el material necesario para comenzar a realizar las pruebas de drogas tóxicas y estupefacientes.

La edil subraya que «por si esto fuera poco, además, el propio escrito de contestación habla de que en principio no se tiene prevista la puesta en marcha de ninguna campaña sobre la conducción bajo la influencia de drogas tóxicas y estupefacientes y que desde que ha entrado en vigor, no se ha realizado ninguna prueba de este tipo.

El concejal de Seguridad Ciudadana, Miquel Domínguez, por su parte, ha asegurado que la Policía Local «siempre actúa en base a la ley» y que «toda norma nueva requiere un periodo de adaptación». El edil acusa a EU de «hacer un sesgo o tratar de forma maliciosa o tergiversada» la información facilitada por su departamento y mantiene que «no se entiende es que si la Policía Local hace controles de alcoholemia, de bicicletas y de motos», ese grupo municipal «proteste de manera sistemática».

Domínguez destaca que «si se aprueba una nueva norma, se requiere lógicamente un tiempo de adecuación y de preparación para poder adaptarse a ella». En este sentido, apunta que «los mandos de la Policía Local de Valencia están trabajando en la adecuación de esta y de todas las nuevas normas que se aprueban, de forma que sean totalmente operativas y se puedan aplicar de forma correcta en la calle». «Cuando un conductor presenta síntomas de estar bajo los efectos de sustancias, se le practica la prueba de alcoholemia, y en caso de que ésta resulte negativa y continúen los efectos, se le aplican analíticas de sangre para determinar si existe consumo de estupefacientes, de modo que la Policía Local siempre actúa de forma conveniente y dentro de la ley», señala el edil.

Albert había cuestionado que «los agentes de la Policía Local carezcan tanto de la formación como del material necesario para realizar estas pruebas, transcurridos casi dos meses desde que entró en vigor la Ley», punto en el que subrayaba que el equipo de gobierno local «se ha apresurado en hacer cumplir la misma ley en cuanto a ciclistas, ya que el 9 de junio inició una campaña que durará todo el verano», en referencia al casco obligatorio en menores, etc.

Aprovechaba la Venta ambulante ilegal de refrescos para realizar tráfico de sustancias estupefacientes

La Policía Local de Málaga detiene a un individuo que aprovechaba la venta ambulante de refrescos para traficar con hachís y marihuana en la playa

El individuo utilizaba una actividad de por sí ilegal, la venta ambulante de refrescos, para llevar a cabo la venta de las sustancias, que ocultaba bajo la arena, colocando una piedra justo encima como referencia

Agentes pertenecientes a la Jefatura de Policía de Barrio Distrito Centro de la Policía Local de Málaga han llevado a cabo una exhaustiva investigación que ha culminado con la detención de un individuo extranjero, vecino de Málaga y de 35 años de edad, como presunto autor de un delito contra la salud pública por tráfico de drogas.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 18:30 horas de la tarde del jueves 17 de julio en la zona de playa del paseo marítimo Ciudad de Melilla, donde los agentes, que prestaban su servicio de paisano, estaban llevando a cabo un sigiloso seguimiento al individuo, pudiendo comprobar como, además de refrescos, ofrecía sustancias estupefacientes a los clientes, sorprendiéndolo, en un momento dado, realizando una transacción con uno de ellos.

Comprador denunciado en acta

Los policías locales identificaron al comprador, incautándole una pequeña bolsita que contenía aproximadamente medio gramo de lo que parecía ser hachís, siendo denunciado en acta por tenencia de sustancias estupefacientes.

Modus operandi

Asimismo, los agentes interceptaron al individuo, comprobando, previamente, que escondía las sustancias bajo la arena, junto a una pasarela hormigonada que se encuentra justo al lado de una ducha, donde localizaron e incautaron cerca de 15 gramos de, al parecer, hachís, y más de 2 gramos de marihuana.

Además, durante el cacheo preventivo de seguridad que se le practicó al individuo se le intervinieron los 33,80 euros por su presunta procedencia ilícita.

Ante los hechos, los policías locales procedieron a la detención del individuo y a su traslado a dependencias policiales, siendo, posteriormente, puesto a disposición judicial.