Archivo

Posts Tagged ‘Ertzaintza’

Agentes de la Ertzaintza se desplazan hasta A Coruña para colaborar en la seguridad del encuentro de la Real

La Ertzaintza trabaja ya en contacto con los mandos de la Policía Nacional destinados en A Coruña y responsables de coordinar la seguridad del encuentro de liga que el próximo sábado, a las nueve de la noche, se disputará en el estadio de Riazor, en A Coruña, entre el Deportivo y la Real Sociedad.

En el marco de dichas labores de coordinación entre ambos cuerpos policiales, un grupo de agentes de la Ertzaintza, especialistas en medidas de seguridad en encuentros deportivos, se desplazarán mañana, viernes, hasta la ciudad gallega para realizar labores de enlace entre los responsables locales de seguridad, la Real y los aficionados que se trasladen desde Gipuzkoa, aproximadamente 1.100 según las últimas estimaciones.

Los agentes, que trabajan en contacto permanente con la directiva de la Real, así como con las empresas de transporte encargadas de desplazar hasta Galicia a la mayoría de los seguidores guipuzcoanos, mantendrán diversos encuentros de trabajo con los responsables policiales responsables de coordinar la seguridad del encuentro y trasladarán a los aficionados vascos las recomendaciones y consejos necesarios para mejorar su seguridad en las horas previas al encuentro, durante el mismo y a su término.

Entre los consejos que la Policía Nacional ha hecho llegar a la Ertzaintza para ser trasladados a los aficionados vascos figuran la conveniencia de acceder a la zona del estadio reservada lo más tarde posible, para facilitar las medidas de protección, así como evitar en las horas previas al encuentro las zonas habitualmente frecuentadas por los seguidores locales más radicales, en concreto diversos establecimientos de hostelería situados en las Avenidas de la Habana y Peruleiro y en la calle Manuel Murguía. Para los autobuses que se desplacen desde Gipuzkoa, se reservarán zonas específicas en las proximidades del estadio.

“El 112 ningunea a la Policía Local”

 

Los Agentes de Policía Local se sienten «discriminados» por el teléfono del Gobierno vasco, que reconoce que «no les llamamos para delitos»

Condenan a un hostelero de Bakio a pagar 150 euros por negarse a servir un café a un ertzaina

EUROPA PRESS

La titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Gernika ha condenado a un hostelero de Bakio al pago de una multa de 150 euros -cinco euros durante 30 días-, como autor responsable de una falta de desobediencia a la Autoridad. El condenado se negó a servir el 18 del pasado mes de marzo un café a un agente de la Ertzaintza en su establecimiento, al alegar que no servía “a uniformados con armas”, según ha informado el Departamento de Seguridad del Gobierno vasco.

En su sentencia, la magistrada considera que los hechos constituyen “una clara falta de consideración y respeto” hacia los agentes, que son quienes realizan labores de seguridad ciudadana en beneficio de todos y visten el uniforme que los identifica como tales.

A su juicio, por ello, deben ser respetados tanto el uniforme como las funciones que desarrollan los ertzainas, así como su condición de agentes. De esta forma, señala que no existe “motivo alguno” que justifique la negativa a servirles una consumición en un bar o cafetería o a atenderles en algún otro negocio “ni el derecho de admisión del bar” más allá del ánimo de “desprestigiar” el principio de autoridad de los agentes, “faltándoles al respeto”.

Conducta reiterada

La resolución judicial recuerda, asimismo, que no es la primera ocasión en que suceden hechos similares en la demarcación, utilizando los propietarios del establecimiento la misma frase de que “no se atiende a uniformados con armas”, por lo que cree que puede haber “una campaña contra los agentes”.

La juez rechaza el argumento del condenado de que la visión de las armas le producía “un nerviosismo que le impedía trabajar” porque el arma no se veía, al estar cubierta por una prenda para la lluvia, y, además, no preguntó al agente si estaba armado, sino que lo dio por supuesto. De esta forma, dice que la explicación dada por el denunciado no puede ser “más peregrina e insustancial”.

Fuente: elcorreo.com

RUTA POR EL SUR DE MARRUECOS (ORGANIZADO POR POLICIAS)

La ruta es de 8 dias, la organizo con grupo no menos de 8 personas y viajo con el grupo.

1 dia. salida desde los diferentes aeropuertos para llegada destino en Marrakech, Alojamiento y Desayuno.-

2 dia. visita de lo principal de Marrakech y tras la comida, ruta dirección a Ouarzazate cruzando el Atlas.- Media Pensión.

3 dia. Ouarzazate, direcc. Tinghir, visita entre otras cosas Garganta de Dades y de Todra. Media Pensión.-

4 dia. Tinghir dirección Merzouga, hotel en plenas Dunas de Erg Cheby.- Media Pensión.-

5 dia. Hotel Merzouga, excursión de dromedario hasta campamento Bereber entre las dunas deErg Cheby.- Media Pensión.-

6 Dia. dunas Erg Cheby direcc. Ait Ben Hadoou por otra ruta por el Valle Draa.- Media Pensión.-

7 dia. Ait Ben Hadoou, direcc. Marrakech.- Alojamiento y Desayuno.-

8 dia. Regreso a Casa.-

El precio total es de 400 euros mas avión.-

En los 400 Euros entra:

8 dias, 7 noches, de las cuales 2 dias en A/D, cuatro M/P y una en Haima en desierto en M/P.

Excursión en Dromedario ida y vuelta al dia siguiente al campamento Bereber.

Traslado Aeropuerto/hotel/aeropuerto.-

Minibus durante la ruta (1250 km.) con chofer de habla español, disponible 24 horas para el grupo.

DVD reportaje de fotos del grupo durante la ruta.-

Interesados para mayor información.-

xarira100@hotmail.es  o al telf. 647029191  JOSE EDO, P.L. de Santa Coloma de Gramenet y conocedor de la ruta

EL SACERDOTE DE LAS VÍCTIMAS

Corrían los años 80, los asesinados por ETA se contaban por decenas al mes y la mayor parte de la sociedad vasca no se inmutaba al ver el cuerpo de un policía con un tiro en nuca.

Los obispos de entonces no hicieron mucho por aliviar el sufrimiento de las víctimas. Mujeres, padres e hijos tenían que enterrar a sus seres queridos de forma clandestina. En las misas jamás se nombraba la causa de la muerte y solo se pronunciaban las iniciales del fallecido.
Para muchos, el asesinato iba incluido en el sueldo.

En medio de esta situación vivió Javier Mendizabal. Era sacerdote en la iglesia de San Nicolás, en Bilbao. Fue el único párroco que dio a las víctimas lo que hasta entonces se les había negado: dignidad.

Celebró los funerales de todos a los que los terroristas arrebataron su vida. Pronunció sus nombres completos y afirmó sin miedo que eran héroes. Y como tales los trató.

Esto fue más de lo que el obispo de Bilbao pudo soportar. Le apartó de su parroquia y le recluyó en su casa. Las víctimas reaccionaron pronto. La Policía, la Guardia Civil y el Ejército le acogieron y se convirtió así en el Pater. En el que oficiaba todas las misas para estos Cuerpos.

Se le veía por los pasillos de las comisarías, con sotana, txapela y las condecoraciones al valor que se había ganado a pulso, siempre con una palabra de aliento y consuelo para los que no se atrevían a tender su uniforme por miedo a una muerte por la espalda.

Javier Mendizábal murió el viernes pasado en Bilbao. La parroquia de San José se llenó de gente que no ha olvidado que él fue el sacerdote de las víctimas. El que alzó la voz para denunciar lo que estaba pasando, para despreciar a los que asesinaban a inocentes, para ofrecer su hombro al que sufría por culpa del terrorismo.

ETA “dicen” que se ha acabado. Pero no debe hacerlo a cualquier precio. Muchos están intentando pervertir la palabra “víctima”. Igualar al que muere asesinado al que lo hace porque la bomba que iba a poner debajo del coche de un inocente estalla antes de tiempo.

Quizá la historia de este sacerdote sirva para no olvidar que no todos los muertos son iguales, nunca lo fueron.  Para recordar a cada hombre que dio la vida por defender la libertad. Para entregar a las víctimas lo que nunca les debió ser arrebatado: dignidad y justicia.

 

Policía y Ertzaintza patrullarán a pie los túneles de Lutxana

 

Ponen en marcha un dispositivo conjunto para garantizar la seguridad hasta que se adopten soluciones definitivas
Las instituciones han decidido blindar la seguridad en los túneles de Lutxana. El problemático paso subterráneo que da acceso a los peatones al centro de Barakaldo cuenta desde la pasada semana con un dispositivo conjunto de vigilancia formado por la Ertzaintza y la Policía local. El objetivo de la medida será «incrementar la percepción de seguridad de las personas que transitan» esta zona, y estará vigente hasta que «las autoridades arbitren una solución definitiva».
La pasada semana, el Ayuntamiento de Barakaldo ya anunció para el próximo día 21 una reunión con la Diputación para buscar un paso alternativo a los túneles. La decisión de celebrar este encuentro se tomó solo un día después de que se produjera un nuevo intento de agresión en la zona. Un hombre de 41 años trató de atracar a una vecina de Lutxana, que fue auxiliada por otro viandante. El hombre fue detenido al poco rato por agentes de la Ertzaintza que, según informaron ayer, volvieron a arrestarle dos días después cuando se disponía a robar a otra víctima en la calle Buen Pastor, que desemboca en los mismos túneles. Estos incidentes han tenido lugar, sin embargo, apenas tres meses después de que se denunciase una violación en este paso subterráneo.
Refuerzo por las noches
El dispositivo especial en los túneles implicará un incremento de las patrullas a pie que los agentes de ambos cuerpos realizan habitualmente en la zona, y se verá ampliado especialmente durante las noches de los viernes y sábados. «Trabajamos todos los días para que los ciudadanos puedan circular libremente por todas las calles de la localidad, para prevenir y, en último caso, reprimir todos los delitos», remarcaron fuentes de la consejería de Seguridad.

Guardias civiles y policías Nacionales plantean unirse en una única Policía Civil del Estado

24 enero 2013 1 comentario

“El sistema actual español es uno de los más numerosos y caros de la Unión Europea –aunque, paradójicamente, sus miembros perciben salarios muy bajos- y, por tanto, está plagado de ineficiencias y desequilibrios estructurales”. Es la razón que aducen el Sindicato Unificado de Policía (SUP) y la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC), mayoritarios en sus respectivos cuerpos, para proponer un nuevo sistema policial basado en varios puntos que han presentado esta mañana en Madrid. El más novedoso sería la unificación del Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Civil en una única Policía Civil del Estado.

En la presentación oficial de esta propuesta, representantes de ambas organizaciones han admitido que es muy complicado, pero que supondría un gran ahorro. Lo han cifrado en 3.000 millones de euros.

“Nadie es capaz de dar ni una sola explicación de por qué, en pleno siglo XXI, Valdepeñas, Gandía y Aranjuez tienen un tipo de Policía y Tomelloso, Cullera y Majadahonda tienen otro muy diferente”, argumentan. “Un solo cuerpo de policía estatal sería menos costoso para el Estado y, por lo tanto, para los ciudadanos. Además, un único cuerpo, por razones obvias, actuaría de forma más coordinada y eficaz, prestando mejor servicio a la sociedad. Hay que destacar que en la actualidad existen duplicidades de órganos y servicios en ambos cuerpos estatales (servicios de policía judicial; servicios de información y antiterrorismo; servicios de formación y perfeccionamiento…) cuya unificación provocaría un ahorro considerable.

Las dos asociaciones indican que, a pesar de que España “mantiene la cifra más alta de funcionarios policiales de toda Europa” (4,86 por cada 1.000 habitantes; 71.500 policías, 83.000 guardias civiles, 26.200 policías autonómicos y 70.000 locales), “tanto la Guardia Civil como la Policía tienen déficit de personal”. “Con la unificación de ambos cuerpos”, aseguran, “el número de efectivos sería suficiente y aún quedaría un margen para adscribir unidades de policía a todas las comunidades autónomas que no cuentan con cuerpos de seguridad e incluso reforzar los cuerpos de policías locales, para que fuesen más eficaces”. Su propuesta no contempla echar a ningún agente, sino que durante un periodo no se reemplazaran las bajas que se van produciendo con el tiempo.

En caso de que el Estado desee mantener un cuerpo policial militar, las dos organizaciones proponen que se dediquen en exclusiva a participar como fuerza de paz en conflictos internacionales y en territorio español y a la función de policía del Mar, Aire y Fronteras, “adaptando su despliegue a esta competencia”.

El proyecto incluye también que el servicio de vigilancia aduanera se integre en las estructuras policiales estatales; que Instituciones Penitenciarias asuma las funciones de vigilancia exterior en los centros penitenciarios de las que ahora se ocupan Guardia Civil y Policía Nacional; que se establezcan “cometidos claros y funciones específicas” para la policía estatal en las comunidades en las que existe una policía autonómica; que se amplíen y armonicen en todo el territorio las funciones de la policía local; y sistemas de coordinación entre los distintos cuerpos de seguridad.

El texto presentado plantea también que no deberían proliferar las policías autonómicas sino adscribirse una unidad de la policía estatal a todas aquellas que ahora no cuenten con una policía propia.

“Los partidos políticos son los que pueden plantear las iniciativas legislativas para rectificar el rumbo –costoso, anárquico, desequilibrado- que está llevando a la quiebra la seguridad de nuestro país”, indican. “Pueden existir otras alternativas [a las que ellos proponen]. Pero lo que no debería producirse es el continuismo de la situación actual”.

Fuente: elpais.com