Archivo

Posts Tagged ‘POLICIA CANARIA’

Cuando vienen los malos.

25 septiembre 2014 Deja un comentario

http://www.urbanfighterscommunity.com/opinion/cuando-vienen-los-malos

Cuando los malos no están cerca de nosotros y nos encontramos en la seguridad de nuestro circulo social, solemos descalificar a la policía y les echamos en cara que nunca vienen lo suficientemente rápido o que según cogen a los delincuentes, los dejan salir por otra puerta. Solemos tener reservado para los policías todo tipo de insultos, críticas, diatribas y reproches. Les llamamos “perros a las ordenes del gobierno” o les decimos que no defienden la “justicia real”. Como si hubiera algún individuo que practicase “la justicia real” en su vida privada.

Sin embargo, cuando vienen los malos y están cerca de ti porque te han robado, o han entrado en tu casa por la noche o tu pareja te agrede o te encuentras en una situación de peligro, entonces, si que llamamos a la Policía y si que deseamos que cumplan con su deber con corrección.

Es muy común en este país que los ciudadanos opinemos de todo con gran autoridad y conocimiento de los hechos. Somos un país lleno de doctores en filosofía, de catedráticos de la vida, de ingenieros, de mentes preclaras y de grandes pensadores. Cualquier albañil, fontanero, electricista, jubilado , abogado, ama de casa o recauchutador de neumáticos, sabe perfectamente como solucionar los problemas del país y su receta, además de infalible, es “la única” que puede sacarnos de la crisis. Somos españoles y por tanto, de carácter mediterráneo, donde además del aceite de oliva, es frecuente la fanfarronería y la sangre caliente. Se nos calienta la boca sin que el cerebro se haya puesto en marcha siquiera . Hablamos por hablar porque hablar es gratis y en Facebook apesta la inmensa cantidad de grandes pensadores que te puedes encontrar a diario. Todos con elocuentes mensajes y frases grandilocuentes que te dicen las grandes verdades universales pero que a la hora de la verdad, habría que ver como se manejan en comunidad y cuanto reman por el bien común.

A la Policía se la echa en cara todo y a todas horas y, si bien es cierto que hay mucho membrillo dentro de la Policía Nacional y de la Municipal, porque ninguna entidad ni cuerpo formado por seres humanos esta exento de tener a algún memo en sus filas, lo cierto es que la mayoría intentan sacar un trabajo adelante que consiste, en gran parte, en dotar de seguridad la vida de los ciudadanos. Si, ya se que también son una fuerza recaudatoria que inyecta dinero en las arcas corruptas del estado, pero no podemos recriminárselo a la policía sino a nuestros gobernantes. La policía cumple con su deber y su deber es un deber incomodo, incomprendido y poco populista. A mi también me gustaría que no me pillasen el sábado con el test de alcoholemia, pero no puedo culpar a la policía. Si me pillan, la culpa es mía por beber y conducir.

Cuando sales de la burbuja de tu puesto de trabajo o de la tranquilidad de tu casa y te aventuras a la vida real donde existe un submundo de gentuza que ninguno queremos ver y que preferimos que, si existe, sea en otro barrio, entonces te das cuenta de que la policía hace una labor impagable.

Muchas veces realizan esta labor sin medios, sin preparación y, lo que es peor, sin motivación, porque saben que cuentan con el desprecio de muchos de esos ciudadanos que cuando un policía está en apuros, sonríen y encuentran una deliciosa satisfacción si al final el policía sale mal parado.

Muchos de estos ciudadanos que desean ver a un agente por los suelos, lo justifican diciendo que “hay que romper el sistema” o que “ la culpa es del sistema y de sus lacayos” pero luego cuando están en apuros exigen que venga uno de esos “lacayos uniformados” a detener al malo que les ha robado o que les ha agredido. Muchos de los que quieren romper el sistema deberían decirnos qué sistema habría que implantar porque, digo yo que si se rompe el sistema habrá que poner otro ¿O vamos a vivir sin sistema? Yo no conozco ningún país sin sistema, es más, creo que desde los tiempos de los visigodos o incluso de los fenicios, todos los sistemas posibles ya han sido testados en todos los países y al final, todos han abandonado otros “sistemas” y se han quedado con un sistema muy parecido al nuestro. ¿Estarán todos los países equivocados?

Podemos estar de acuerdo o en desacuerdo con el motivo de una intervención policial pero nunca se nos puede olvidar que son trabajadores que están cumpliendo un cometido y muchas veces con una remuneración muy escasa. Muchos agentes de la Policía Nacional o un Guardia Civil cobran entre 1300 y 1500 euros al mes y os garantizo que por ese sueldo yo no me vería en una situación como esta porque no me merecería la pena.

Muchos podrán decir que la detención era desproporcionada y que “la pobre mujer detenida” no merecía ser esposada o veinte mil pamplinas que no vienen a cuento porque lo que importa es que si la Policía Nacional cree que hay delito, debe detener al ciudadano aunque sea contra el criterio de varios borrachines que obstruyen la actuación de la justicia. Para eso les pagamos, para que hagan cumplir la ley.

Os garantizo que estas “medias tintas” y esta debilidad en la ejecución de la labor policial, ocurre solo en España. En otros países la intervención hubiera sido mucho más brusca porque es inconcebible que a un agente de la autoridad se le insulte o se le descamise. En este video el detenido muerde al agente y es disparado con una pistola eléctrica sin contemplaciones.

A los que rompen mobiliario urbano, los que llevan armas en el bolsillo o los que salen a la calle con algún otro propósito que no sea dar un paseo y convivir en paz, la policía tiene la obligación de detenerlos, cachearlos, identificarlos y si es preciso, poderlos a disposición judicial.

España es de los pocos países en los que muchas personas insultan descaradamente a nuestros agentes y esos mismos individuos dicen que no hay derechos y que esto no es una democracia real. De verdad que no existe ninguna democracia en el mundo en el que se pueda salir a la calle a armar bronca sin que la policía te detenga.

En una democracia real, la gente quiere que la Policía sea correcta, eficiente, efectiva, respetada y bien valorada. Nuestros policías merecen nuestro respeto y nuestro apoyo y aquellos que estén en cuerpo de policía y no sepan llevar el uniforme, que se dediquen a otra cosa porque en la era de los teléfonos móviles con cámara, sus días están contados.

Comparte. Por un Cuerpo Nacional de Policía depurado, bien formado, eficiente y responsable . Por unos agentes sensibles a la realidad de la calle e incorruptibles. En definitiva, por un oficio que debe ser respetado y admirado y no denostado y vapuleado. Fuera los malos policías y apoyo total a los que cumplen con su deber.

Marcos UFC
Articulo publicado en URBAN FIGHTERS

SE ABRE LA PUERTA PARA QUE LAS POLICIAS AUTONOMICAS Y MUNICIPALES PASEN A LA POLICIA NACIONAL

Ya está negro sobre blanco. La Policía lo contempla en su anteproyecto de ley orgánica de régimen de personal de la Policía Nacional, un texto en el que se fijan las normas de comportamiento de los integrantes de esta institución.

En su folio 65, en la disposición adicional cuarta, acota la gatera que el Gobierno quiere dejar abierta para que los policías autonómicos y municipales que quieran pasar a formar parte del Cuerpo Nacional de Policía tengan una herramienta legal para hacerlo.

La Policía ha elaborado este texto, en el que indica: «Los funcionarios de carrera de los cuerpos de Policía de las comunidades autónomas y de las corporaciones locales podrán ingresar en la Policía Nacional, en la escala y categoría equivalente a la que ostente en su cuerpo de procedencia, en los términos y conforme a las condiciones que reglamentariamente se determinen, siempre que cumplan los requisitos exigidos en el artículo 26 [los requisitos mismos para poder formar parte del Cuerpo Nacional de Policía] y posean la titulación exigida para el acceso a cada escala». El texto, que fue repartido recientemente por la Policía entre sus sindicatos para recabar su opinión, es un anteproyecto pendiente de aprobar.

Ahora, el anteproyecto está ya en manos de los que se pronunciarán y pondrán sus aportaciones sobre la mesa. Aún le queda mucho camino por recorrer, pero de momento, la disposición adicional cuarta está incluida en el texto propuesto. La vía se va abriendo y la gatera que nacía cegada está cogiendo luz. Y los sindicatos policiales no serán precisamente los que pedirán a Interior la retirada de esta disposición.

Fuente: Parte del escrito elmundo.es y cambio del titular y eliminación de contenido realizado por policialocal.wordpress

27 policías locales de Tenerife y Gran Canaria han firmado convenios de colaboración con la Policía Canaria

 

Imagen de archivo de agentes de la Policía Canaria durante un control de tráfico en el Cruce de Arinaga

 

Los cuerpos de Policía Local de 27 municipios de Gran Canaria y Tenerife disponen de un convenio de colaboración con el Cuerpo General de la Policía Canaria, publicado en el Boletín Oficial de Canarias, mediante el cual se regula el trabajo conjunto que realizan. Los últimos firmados han sido los correspondientes a los municipios de Santa Brígida y San Cristóbal de La Laguna.


Este convenio que se suscribe entre el Gobierno de Canarias y cada uno de esos Ayuntamientos permite la prestación de servicios comunes entre el Cuerpo General de la Policía Canaria y el Cuerpo de la Policía Local correspondiente, conforme a las competencias establecidas en el artículo 19 de la Ley 2/2008, de 28 de mayo, del Cuerpo General de la Policía Canaria y las reguladas en el artículo 8 de la Ley 6/1997, de 4 de julio, de Coordinación de Policías Locales de Canarias.


La colaboración entre el Cuerpo General de la Policía Canaria y la Policía Local tiene como finalidad mejorar la respuesta policial en el término municipal mediante una mayor coordinación del Cuerpo General de la Policía Canaria y del Cuerpo de Policía Local para incrementar la seguridad ciudadana; coadyuvar al cumplimiento de las funciones propias de la Policía Local, contempladas en la Ley Coordinación de las Policías Locales de Canarias y del Sistema Canario de Seguridad y Emergencias; cooperar en el ejercicio de las competencias del Cuerpo General de la Policía Canaria, establecidas en el artículo 19 de la Ley 2/2008; el establecimiento de información recíproca, la promoción de acciones conjuntas estables y compartir los recursos y medios disponibles para la prestación de esos servicios.


En estos momentos en Tenerife hay 19 convenios firmados, concretamente con los municipios de Arafo, Arico, El Sauzal, el Tanque, Tarachico, Granadilla, Guía de Isora, Güímar, La Guancha, La Orotava, La victoria de Acentejo, Los Silos, Puerto de la Cruz, San Miguel de Abona, Santa Úrsula, Santiago del Teide, San Cristóbal de La Laguna, Tacoronte y Tegueste. Por su parte, en Gran Canaria, hay 8 acuerdos suscritos, con los ayuntamientos de Agaete, Agüímes, Firgas, Gáldar, Ingenio, Santa Brígida, Santa María de Guía y Vega de San Mateo.


Independientemente de si el convenio está firmado o no, el Cuerpo General de la Policía Canaria colabora con las Policías Locales que lo solicitan.

La Policía Local y la Canaria trabajarán conjuntamente

El Día, La Laguna

El Boletín Oficial de Canarias (BOC) publicó ayer el convenio de colaboración suscrito entre el Gobierno de Canarias y el Ayuntamiento de La Laguna que establece la prestación de servicios conjuntos entre la Policía Canaria y la Policía Local.

El objetivo de este acuerdo de colaboración, que no comporta gasto alguno, se orienta a mejorar la respuesta policial mediante una mayor coordinación entre ambos cuerpos, al objeto de incrementar los niveles de seguridad ciudadana, sobre todo con ocasión de actos multitudinarios que comporten agloremación de personas y vehículos.

Además, también se fija el compromiso de establecer un flujo de información recíproca, a través de los respectivos mandos, y el diseño de protocolos de actuación para servicios específicos.

Principales riesgos del trabajo de policía en España

27 diciembre 2012 Deja un comentario
 

El trabajo de policía implica estar sometido a una gran presión, estas condiciones laborales pueden afectar gravemente a su salud, física y psicológicamente.
El trabajo de policía conlleva una serie de riesgos físicos y psicológicos específicos. Además de estar expuesto a los riesgos del trabajo diario como cualquier otro trabajador, debe soportar una tasa de peligrosidad especial por el desempeño de su trabajo, normalmente relacionado con armas de fuego o situaciones al límite.

Riesgos para la salud física El trabajo de policía cuenta con una elevada tasa de accidentalidad laboral, debido principalmente a accidentes de tráfico e incidentes con armas. El hecho de pasar muchas horas en la carretera implica un mayor riesgo de accidentes tráfico. La tasa de mortalidad laboral en este tipo de accidentes en los cuerpos de policía duplica a la de cualquier otro gremio de transporte de mercancías o personas.

El hecho de ir armados y de enfrentarse a situaciones violentas y peligrosas es otro de los riesgos del trabajo de policía. Pese a las medidas de seguridad y protección de sus uniformes, la tasa de peligrosidad de los agentes de calle es de las más altas en España. Anualmente se invierten fondos públicos para investigar mejoras técnicas y tácticas para repeler ataques armados.

Los policías están expuestos también a productos químicos, tóxicos o incendios, por lo que el trabajo de policía supone en muchos casos un posible riesgo de infección o intoxicación. La policía es la primera en llegar a los accidentes o incendios, por lo que no está protegida del todo ante los posibles riesgos que puedan surgir.

Riesgos psicológicos El trabajo de policía puede provocar diversas patologías psicológicas como el trastorno por estrés postraumático, ansiedad o depresión. Pese a que los candidatos a policía deben superar unas duras oposiones y prepararse para lo que el trabajo de agente de seguridad del Estado supone, las condiciones laborales, a menudo precarias, pueden provocar pérdida del apetito o alteraciones en el sueño. El deterioro de algunas instalaciones y la precariedad de sus sueldos son causantes de gran parte problemas psicológicos entre los agentes.

La cantidad de horas trabajadas, la distribución de los turnos y los horarios nocturnos propios del trabajo de policía causan graves trastornos psicológicos entre los agentes. Muchos tienen alteraciones del sueño y están diagnosticados por ansiedad, estrés o depresión por los cambios de los turnos que impiden que una persona organice su vida y su rutina diaria de forma normal.

Todos estos problemas psicológicos pueden derivar en problemas con el alcohol o las drogas. La tasa de suicidio en el cuerpo de policía es de los más elevados de España. Desde que se promulgó la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, en el 2002, se han suicidado 497 agentes, el doble de la tasa media de la población total. El modelo organizativo, la precariedad laboral, la jerarquía del cuerpo y la tensión a la que están expuestos diariamente generan problemas psicológicos graves, incluso mortales.

http://www.utilidad.com

LA VIGILANCIA FORESTAL ENFRENTA A LOS GUARDIA CIVILES Y A LA POLICIA CANARIA

10 septiembre 2012 Deja un comentario

8 septiembre, 2012

R. ACOSTA SANTA CRUZ DE TENERIFE La presencia de la Policía Canaria en las zonas forestales y cumbres de las Islas para prevenir incendios ha provocado varios altercados entre agentes autonómicos y miembros de la Guardia Civil. Estos roces entre las Fuerzas de Seguridad del Estado y el cuerpo autonómico son una constante desde que la primera promoción de la Policía Canaria, formada por un centenar de agentes, se desplegó hace dos años por orden del Ejecutivo regional.

Según las informaciones que ha podido recabar este periódico, se han producido varios encontronazos entre la Benemérita y la Policía Autonómica, algunos de ellos con partes de incidencia de por medio. Uno de los más llamativos tuvo lugar el último fin de semana de agosto en la cumbre de Gran Canaria y de él fueron testigos varios ciudadanos.

Fuentes de la Agrupación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) afirmaron que, en general, las relaciones entre los agentes de los cuerpos estatales y los de la Comunidad Autónoma son buenas y que cada vez hay mayor coordinación entre los mandos de las fuerzas policiales, sobre todo de la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Policía Canaria.

No obstante, los representantes sindicales autonómicos admiten algunos altercados debido a las dificultades para delimitar dónde acaban las competencias de los cuerpos de Seguridad del Estado y dónde empiezan las de la Comunidad Autónoma. En las zonas turísticas, donde la Policía Canaria colabora con las policías locales en labores de vigilancia, también se ha producido algún encontronazo.

La Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno canario ordenó el despliegue de agentes autonómicos por los montes y zonas forestales de las islas con más riesgo en la segunda quincena de agosto, tras los incendios que asolaron los montes de Tenerife, La Gomera y La Palma. Se trata de controles para informar a los conductores y ciudadanos de la peligrosidad de usar elementos que puedan provocar un incendio y detectar cualquier dispositivo peligroso en este sentido. Sin embargo, desde la Guardia Civil se entiende que para eso está el Seprona y no se termina de entender la utilidad de la labor del cuerpo autonómico.

La campaña de prevención de incendios forestales puesta en marcha por el cuerpo de seguridad autonómico coincide con la proliferación de fiestas, ya que varias islas celebran este mes sus festividades insulares. Por ejemplo, 40 agentes han sido desplegados para ayudar en el dispositivo de seguridad por las fiestas del Pino, lo que, unido a los agentes destinados en los montes, prácticamente impide que puedan estar en otros lugares.

Fuente: laopinion.es

INCAUTADOS DOS KILOS DE HACHÍS EN UNA OPERACIÓN CONJUNTA ENTRE AGENTES DE LA POLICIA NACIONAL Y DE LA POLICIA CANARIA

 

En la operación han sido detenidas cuatro personas, tres de origen magrebí y otra canaria

Cuatro detenidos por un presunto delito de tráfico de estupefacientes y la incautación de dos kilos de hachís es el resultado de la operación conjunta llevada a cabo, días pasados en La Laguna, por agentes del Cuerpo General de la Policía Canaria y de la Brigada Local de Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía.

A los detenidos, tres de ellos de origen magrebí y uno canario, se les incautaron cerca de dos kilos de hachís, de los que 1.720 gramos correspondían a 171 cápsulas de polen de hachís, y una tableta de 212 gramos de la misma sustancia. También se les incautaron 1.760 euros, cinco cámaras de fotos, una pantalla de plasma, un ordenador portátil y diez teléfonos móviles.

Este servicio, fruto de la actuación coordinada entre los dos cuerpos policiales, se inició hace varias semanas, tras el intercambio de información y ante la preocupación vecinal por el creciente aumento del consumo de sustancias estupefacientes en la zona del “cuadrilátero”, en el mencionado municipio.

Dispositivo policial

Los agentes del Cuerpo General de la Policía Canaria montaron un dispositivo de vigilancia en las proximidades de la vivienda de uno de los presuntos vendedores de droga, observándose una presunta transacción, por lo que deciden intervenir y comprueban lo que resultó ser la venta de 15 cápsulas de polen de hachís. Como consecuencia de ésta intervención, se detiene a uno de los implicados en la venta, mientras que el otro logró huir.

Tras instruirse las correspondientes diligencias, y junto con la Policía Judicial del Cuerpo Nacional de Policía, se solicita mandamiento judicial para el registro de los domicilios de los presuntos delincuentes, en los que se incautaron las cantidades de droga y objetos citados.

Posteriormente, y durante la vigilancia domiciliaria establecida por la noche, se procedió a la detención de los otros tres implicados en esta operación, incluido el que se había dado a la fuga.

El detenido en primer lugar, de origen canario, cuenta con numerosos antecedentes por delitos violentos.

Los detenidos fueron informados de sus derechos y trasladados a las dependencias de la Policía Nacional de La Laguna, donde se instruyeron las diligencias pertinentes por un presunto delito contra la salud pública y puestos a disposición judicial